primo_de_rivera_miguel_2.jpg
Miguel Primo de Rivera
Miguel Primo de Rivera y Orbaneja
, militar y político. Nació en Jerez de la Frontera (Cádiz) en 1870 y murió exiliado en París (Francia) en 1930 a los 60 años de edad.
Mediante un Golpe de Estado que dio en 1923, impuso una dictadura y fue jefe del gobierno y presidente del directorio militar hasta su dimisión en 1930.
Familia
Nació en el seno de una familia de militares. Era hijo de Miguel Primo de Rivera y Sobremonte y de Inés Orbaneja. En ella había destacado su tío Fernando Primo de Rivera y Sobremonte, primer marqués de Estella (1831–1921), que había sido gobernador de Filipinas y ministro de la Guerra.Su abuelo, José Primo de Rivera, había participado en la Guerra de la Independencia y llegó a ser presidente de la Junta del Almirantazgo y al Ministerio de Marina y el de Hacienda.Su hermano pequeño, Fernando Primo de Rivera y Orbaneja, fue héroe de Monte Arruit, condecorado con la Cruz Laureada de San Fernando, durante el Desastre de Annual en Marruecos.Se casó con Casilda Sáenz de Heredia, con la que tendría seis hijos. Casilda falleció durante el parto de su sexto hijo.Su hijo mayor, José Antonio Primo de Rivera fue el fundador de la Falange. Su hija menor Pilar, tuvo una larga trayectoria política durante la Dictadura franquista como delegada nacional de la Sección Femenina.
Carrera militar
A los catorce años, ingresó en la Academia Militar y luego fue destinado a Melilla, donde ascendió a capitán y fue condecorado con la medalla Laureada de San Fernando. Luego desarrolló la mayor parte de su carrera militar en destinos coloniales, como Cuba y Filipinas.En 1908, fue ascendido a coronel y fue destinado al norte de África, tomando parte en la Guerra de Marruecos. En 1912 fue nombrado general de brigada. En 1915 volvió a la península, como gobernador militar de Cádiz.Más adelante fue capitán general de Valencia, de Madrid y Cataluña.
Guerra de Marruecos
En noviembre de 1921, hizo declaraciones a favor del abandono de las colonias norteafricanas: «Yo estimo, desde un punto de vista estratégico, que un soldado más allá del Estrecho, es perjudicial para España», por estas declaraciones fue destituido de su destino por el gobierno que era ferviente partidario de la permanencia en África.
Capitán General de Cataluña
En 1922 fue nombrado capitán general de Cataluña. Desde este puesto, tuvo que enfrentarse a la conflictividad social que había en esa época en Barcelona:Terrorismo anarquista, pistolerismo patronal, auge del catalanismo, al tiempo que se iba descomponiendo el sistema de partidos de la Restauración como consecuencia de una situación insostenible de inestabilidad ministerial.En Barcelona, Primo de Rivera se ganó el apoyo de los sectores más conservadores de la Lliga Regionalista, gracias a su política de mano dura contra la delincuencia y la conflictividad social.
Golpe de Estado
Como reacción al Desastre de Annual, en el que había muerto su propio hermano, Fernando, Primo de Rivera, de ideales militaristas, nacionalistas y autoritarios, dio un golpe de Estado el 13 de septiembre de1923, con el apoyo de diversos sectores de la sociedad española: militares, industriales y sectores conservadores en general.Mediante un decreto suspendió la constitución de 1876, prohibió la libertad de prensa, disolvió el el Parlamento e implantó un régimen dictatorial dirigido por un Directorio Militar.
Dictadura de Primo de Rivera
Directorio militar (1923-1925)
Con el visto bueno del rey Alfonso XIII, el apoyo de buena parte de la patronal y la Iglesia Católica, Primo de Rivera encabezó un Directorio Militar que concentró en él todos los poderes del Estado.En un principio a oposición a la dictadura no fue muy relevante pues había prometido devolver el poder político, cuanto antes a la sociedad civil, para lo que intentó crear un partido político afín a sus ideas. Tal partido fue la Unión Patriótica Española (UPE) que aglutinaría a todos los conservadores de la sociedad española.Primo de Rivera proclamó su inspiración en los ideales de los regeneracionistas de principios de siglo, como Joaquín Costa, a fin de restaurar el orden social y eliminar el caciquismo, lo que hizo que incluso los socialistas fueran poco beligerantes e incluso participasen en sus tribunales de arbitraje laboral y que Largo Caballero formase parte del Consejo de Estado.Su dictadura, aunque formalmente inspirada en el modelo fascista de Mussolini, fue menos totalitaria y de carácter fundamentalmente conservador.Durante la primera fase de la dictadura, el Directorio Militar, persiguió a los anarquistas, cuyo sindicato CNT fue declarado ilegal y a los comunistas que se habían escindido del PSOE y adherido a la III Internacional, suprimió la Mancomunidad de Cataluña, reforzó el proteccionismo estatal en favor de la industria nacional, fomentó la construcción de grandes obras públicas y prohibió el uso de las lenguas regionales en los actos públicos.Tras su acceso al poder consolidó la presencia española en Marruecos mediante una victoria militar, el desembarco de Alhucemas, que puso fin a años de permanentes guerras y dificultades, como el «Desastre de Annual» de 1921.Si bien esto supuso una contradicción con sus ideas anteriores opuesto a la aventura africana, fue un éxito tan significativo que animó a Primo de Rivera, condecorado por el rey con la Cruz Laureada de San Fernando, a institucionalizar su dictadura de forma duradera.
Directorio Civil (1925-1930)
El Directorio Militar dio paso a un Directorio Civil (1925–1930) y se nombró una Asamblea Nacional (1927) que elaboró un anteproyecto de Constitución (1929). Aquel simulacro de Parlamento, sin embargo, sólo sirvió para desnudar las divisiones que había entre los seguidores de la dictadura: entre católicos conservadores y fascistas autoritarios así como militares codiciosos y oportunistas de todo pelo y disfraz.Por su parte, la crisis económica derivada del crack de 1929 afectó muy negativamente a España haciendo que la mejora económica derivada de los «felices años veinte» se esfumara.
Logros
En el campo hacendístico y de obras públicas es dónde Primo de Rivera consiguió sus mejores bazas. Consiguió aliviar la deuda pública y monopolizó algún sector clave como la creación de la petrolera (Campsa). En las obras públicas, amplió y mejoró las carreteras, puertos y regadíos.
Fin de la Dictadura
A partir de 1928, la dictadura de Primo de Rivera inició un proceso de aislamiento político y pérdida de apoyos. Los continuos fracasos de la dictadura y la falta de libertades provocó un creciente movimiento de oposición, sustentado por intelectuales, estudiantes, políticos liberales, sindicalistas, ciertos sectores del Ejército y un amplio sector de la sociedad, sobre todo en las capitales de provincia. Ante la creciente fuerza de la oposición, y la pérdida de apoyos, el 28 de enero de 1930 Primo de Rivera presentó su dimisión irrevocable a Alfonso XIII y abandonó España.
Exilio
Monumento_Miguel_Primo_de_Rivera.jpg
Monumento a Miguel Primo de Rivera. (Plaza del Arenal, Jerez de la Frontera, España) ralizado por Mariano Bennlliure. Foto jamedo. Commons

Una vez caída la Dictadura , Primo de Rivera se exilió en París. Los socialistas, republicanos y catalanistas de izquierda firmaron en agosto de 1930 el Pacto de San Sebastián, que posteriormente formaría las bases del gobierno provisional de la Segunda República española. El 16 de marzo de 1930, moría en París.Sus restos mortales descansan en la Basílica de la Merced de Jerez de la Frontera.
Volver a la página de inicio
Fuentes
Esta biografía se ha confeccionado a partir de las numerosas reseñas biográficas que hay de este personaje en Internet.
Editor: Feliciano Robles